Los números no han sido amables con el #15M

Para quienes pensaban que las concentraciones iban a marcar un punto de inflexión en el devenir político patrio, se han llevado un chasco con los resultados de las elecciones del 22-M. Para otros, la batalla no ha hecho más que comenzar.

Los números no han sido amables con el 15M. Es cierto que ha habido un incremento del número de votos nulo y en blanco con respecto a hace cuatro años. También es verdad que uno de los partidos para los que se pedía el “no voto” ha sufrido una debacle. En ambos casos, es posible que esto hubiése ocurrido sin mediar ningún tipo de manifestación, nunca lo sabremos.

Pero el caso es que las concentraciones han existido y por lo que parece, seguirán existiendo. Incluso, se van a extender y/o trasladarse a nuevos escenarios, que falta hace. También el movimiento 15M está madurando y parece que tiene claro dónde no se debe meter y cuáles deben ser sus objetivos reales, el acuerdo de mínimos del que tanto se habla, por ejemplo éste o éste, entre algunos otros. Llegar a esta fase no es fácil pero si se consigue sí que va a tener mayor reflejo cuantitativo en las próximas elecciones que están a la vuelta de la esquina.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s